Noticias

La biblioteca móvil griega que pone a disposición de los refugiados los libros de Idries Shah

La biblioteca móvil de ECHO estacionada fuera del campamento de Malakasa, a una hora de Atenas. Es el hogar de alrededor de 2.000 refugiados, la mayoría afganos.

"La escritura de Shah es accesible y también proviene de un trasfondo cultural con el que muchos de nuestros lectores pueden identificarse.” Becka, una coordinadora de la biblioteca móvil de ECHO que sirve a los campos de refugiados en Atenas, Grecia.

 

En septiembre la ISF donó a ECHO copias de todas nuestras traducciones al farsi y al dari de los libros de Idries Shah, junto con un par de cajas de nuestras series infantiles ilustradas. La respuesta ha sido extremadamente entusiasta. 

 

"Uno de nuestros habitués tomó la versión en farsi de La sabiduría de los idiotas y vino a pedirme hoy más tiempo para leerlo", escribe Becka. "Dijo que está aprendiendo mucho del libro... [y que] cada historia te dice algo diferente y puede significar varias cosas a la vez.”

 

Una señora afgana pidió prestada una edición en dari de Las hormigas y la pluma. "¡A los niños les encantó!" le dijo a Becka. "Disfrutaron siguiendo el trazo de la pluma y cómo los llevó a nuevos y excitantes lugares junto con las hormigas. Es un libro tan encantador e imaginativo, que fomenta los buenos sentimientos en torno al descubrimiento de cosas nuevas."

 

The ECHO mobile library in Greece makes books available to refugees in overcrowded camps. ISF is now keeping the library stocked with Idries Shah’s books in several languages.
La biblioteca móvil de ECHO en Grecia pone libros a disposición de los refugiados en los campamentos superpoblados. La ISF le provee libros de Idries Shah en varios idiomas.

Uno de los campos que ECHO visita regularmente se llama Oinofyta. “Es una fábrica de productos químicos en desuso, estructuralmente inservible, que alberga a cerca de 900 personas”, escribe Becka. "Como todos los campamentos, las condiciones de vida son paupérrimas. La mayoría de las personas que viven dentro de la estructura están en habitaciones divididas por precarios tabiques, sin luz natural ni ventilación adecuada... Muchos de los residentes han estado allí durante años, sin ninguna otra opción de alojamiento; y ellos son los ‘afortunados’ que consiguen alojamiento. Muchos no lo logran.”

 

Becka, an ECHO Coordinator, left, poses with volunteer Abo Jaafar from Raqqa, Syria; and Keira, a fellow Coordinator; in front of the mobile library.
A la izquierda, Becka (una coordinadora de ECHO) posa frente a la biblioteca móvil con el voluntario Abo Jaafar de Raqqa, Siria, y Keira, una colega coordinadora. 

Ella continúa describiendo otro campamento llamado Malakasa, a una hora de Atenas: "Espacios enteros dentro del campamento están ahora dominados por estructuras parecidas a chabolas hechas con desechos, láminas de plástico y paletas viejas. Casi todos los residentes son afganos. Este es uno de los lugares más concurridos [que la furgoneta de ECHO visita] y tenemos muchos lectores habituales aquí."

 

La ISF planea mantener bien abastecida a ECHO con nuestros libros infantiles y nuestras traducciones al dari y al farsi. Pronto les enviaremos las nuevas ediciones en turco. Esto es parte de nuestro compromiso de difundir los libros de Idries Shah sobre el pensamiento Sufi en todo el mundo. 

 

Puedes ayudar a los más necesitados haciendo una donación aquí.

 

Y apoyar a la biblioteca móvil de ECHO aquí.

 

Two of ECHO’s most avid readers (who asked that their names not be shared). The lady on the left is Afghani and has read nearly all the books in Farsi stocked in the van. She has been in Greece for four years and now speaks fluent Greek and English. She would like to study at a university but is finding it, ‘difficult here in Greece to do this.’
Dos de las lectoras más ávidas de ECHO (quienes pidieron permanecer anónimas). La señora de la izquierda es afgana y ha leído casi todos los libros en farsi guardados en la furgoneta. Ha estado en Grecia durante cuatro años y ahora habla con fluidez el griego y el inglés. Le gustaría estudiar en la universidad pero le resulta "difícil hacerlo aquí en Grecia".

PD: Becka ha estado leyendo uno de los libros que la ISF donó a ECHO. Ella nos cuenta que le ha hecho pensar en "el módulo sobre el Sufismo que fue tortuosamente mal enseñado en mi licenciatura y el horrible ensayo resultante, el cual recibió merecidamente una nota que reflejaba el entusiasmo que sentía por el profesor. La cuestión se centraba en la ortodoxia del Sufismo en el Islam, y todo el asunto me hizo preguntarme si la gente no estaba tratando de encasillar un conjunto de prácticas complejas en un sistema puramente islámico, negando así todas las demás influencias más antiguas. También estudié el Gulistán de Saadi durante una parte de mi curso de literatura persa; ¡me dan ganas de volver a visitarlo!” 


Publicado: Oct 12, 2020